El melocotón de Cieza, el mejor del mundo, nos ofrece múltiples formas de disfrutar de su sabor . Te damos algunas sugerencias.

1- En almíbar. Lo tradicional, fuera de temporada por supuesto. Porque en estas fechas el melocotón fresco es lo más de lo más. Eso sí, el resto del año, hincar el diente a nuestro almíbar casero es un placer que nos evoca las tardes del verano.

El melocotón en almíbar es un postre sencillo y nutritivo, muy sabroso, que se realiza pelando y cortando por la mitad los melocotones, y posteriormente introduciéndolos en un tarro con agua y azúcar que hay que envasar correctamente al vacío.

melocoton-almibar

2- Licor de melocotón. Otra receta sencilla y muy popular es el clásico licor de melocotón, un digestivo inigualable que, al fin, no es más que el resultado de macerar los melocotones en algún licor, que puede ser ron o ginebra, aunque nosotros recomendamos siempre escoger algún licor de sabor neutro, ya que el protagonismo debe ser de las frutas. Nuestra opción preferida suele ser aguardiente o vodka, y el paso a paso es sencillísimo: sólo hay que tener unas semanas por delante para que los sabores se integren perfectamente.

3- Sopa fría. Lejos de la concepción tradicional de que la fruta debe entenderse como un postre, surgen tendencias donde la fruta se entiende como un entrante extraordinario y muy fácil de combinar.

Por ejemplo, una sopa fría como aperitivo, donde el melocotón tome protagonismo combinándolo con otras frutas como la refrescante sandía o incluso unas fresas. las combinaciones son casi infinitas: con jugo de limón, canela, nuez moscada, brandy… son ingredientes cuya combinación es extraordinaria, y solo tiene el límite de la imaginación. Añadiendo un poco de yogur o nata montada, tenemos un plato de lujo.

4- Mermelada. Primera y casi única consideración: por favor, para tener una buena mermelada, hay que partir de los mejores melocotones..¡¡nada de melocotones pasados !!

Aprovechando esta época de recolección, tendremos mermelada para todo el año.

5- Pastel de melocotón. Una pasta de hojaldre , bañada con almibar y el melocotón en rodajas …de nuestras recetas favoritas. Tanto, que te lo mostramos en vídeo.

6- Salsa. Para acompañar las carnes, nada mejor que una salsa de melocotón, cuyo sabor dulce contrasta con la potencia de las carnes rojas. Cebollas, ajos, sal y pimienta y un vaso de vino blanco: no necesitaremos más para elaborar una salsa que recomendamos servir en un cuenco aparte, para que cada comensal se la sirva a su gusto con una carne al horno, por ejemplo.

solomillo con reducción de melocotón

7- Ensalada. Las posibilidades son prácticamente infinitas, pero nos quedamos con una propuesta de Karlos Arguiñano: ensalada de espinacas con dados de melocotón de Cieza, ajos frescos y vinagreta de miel. Si, con permiso de Karlos, le queréis añadir unos frutos secos el resultado final no será sólo una ensalada deliciosa, sino un plato completísimo a nivel nutricional, que nos aportará buena parte de las vitaminas, hierro, calcio, grasas insaturadas y ácido fólico que necesitamos durante el día.

Ensalada de espinacas y melocotón de cieza

8- A la brasa. La fruta a la parrilla cada vez está más de moda y los melocotones son quizás los más agradecidos. Una vez pasados por la parrilla, se pueden acompañar al gusto con unas frambuesas frescas, un poco de queso azul y un buen aceite de oliva. Son un entrante fantástico.

9.-Gratinados: Al igual que a la brasa, los melocotones de Cieza gratinados son los grandes desconocidos en la cocina. Un poco de almibar, un merenge para rellenar mitades de melocoton, y un toque de almendras fileteadas, que, una vez gratinado, es una auténtica delicia.

Melocotón de Cieza gratnado

10-Gazpacho. macerando el resto de ingredientes al gusto durante media hora, que pueden ser los habituales. tomates, pepino, etc…por supuesto rebanadas de pan duro humedecido en agua, aceite y vinagre, y una vez triturado con los melocotones y conseguido el punto de espesor deseado… una delicia.

11- Al natural, pero con originalidad. Sin duda  la mejor manera de disfrutar del sabor del auténtico melocotón de Cieza es tal y como nos lo da el árbol, pero podemos convertirlo en un postre mucho más divertido si hacemos unas brochetas y le damos un toque de menta o hierbabuena, o lo dejamos macerar en zumo de naranja, o con caramelo o chocolate, o…

brocheta