La cosecha de fruta de hueso en Murcia caerá este año un 11%, la segunda comunidad con mayor descenso.

Según las estimaciones hechas por Cooperativas Agro-alimentarias de España, organización que representa y defiende los intereses económicos y sociales del movimiento cooperativo agrario español, Murcia registrará una reducción de casi el 11 por ciento con respecto a la del año pasado, al quedarse en las 279.000 toneladas,

Junto a Valencia, que casi dobla la caída de nuestra comunidad, Murcia es la que más se verá afectada por la caida generalizada de producción, ocupando a pesar de ello el tercer lugar entre las productoras de fruta de hueso, solo por detrás de Aragón y Catalauña.

La reducción de la producción de fruta de hueso en toda España será de un 3,6%, un 5% en la de melocotón
En toda España, la reducción será de media del 3,6 % hasta llegar a 1.598.931 toneladas, según un comunicado de la organización, que precisa que, en cambio, esta cantidad es superior a la media registrada en las últimas cinco campañas.
Todas las variedades van a sufrir caídas de producción, según las estimaciones de la organización agraria, que van desde el -11 % de la ciruela a cerca del -5 % en melocotón, nectarina y pavía; el albaricoque experimentará un ligero retroceso del -1,5 %, mientras que el paraguayo es la única variedad que registra un incremento respecto a la campaña anterior, concretamente del 4,8 %.
De melocotón se espera una producción de 289.715 t , de nectarina 528.122 t, de paraguayo 276.015 t, y de albaricoque 109.160 t.
Según el presidente de Fruta de Hueso de Cooperativas Agro-alimentarias de España, Javier Basols, en líneas generales se trata de una campaña ligeramente inferior a la del año pasado, a pesar de que hay nuevas plantaciones que han entrado en producción en los últimos años.

Las heladas de este año han marcado la producción extratemprana de melocotón
En las zonas tempranas (Murcia, Valencia y Andalucía) las heladas sufridas a finales de febrero y principios de marzo han afectado notablemente a la producción extra-temprana, y la de fruta tardía y de media estación también se ha visto afectada por la falta de frío invernal, que ha repercutido en un menor volumen.
En las zonas más tardías, Aragón y Cataluña, “por el momento no hemos tenido heladas importantes que pongan en peligro la producción”.
“Climatológicamente hablando, el año ha sido muy variable en temperaturas, lo que ha generado una floración muy larga y heterogénea”, ha indicado. La falta de horas de frío puede afectar la producción de las variedades precoces, sobre todo nectarinas y melocotones, ha detallado Basols.

En su opinión, las fluctuaciones de temperaturas provocaron una floración larga que, según las zonas, está causando adelantos o retrasos sobre los calendarios de cosecha.

No obstante, “el clima está inestable y todavía puede alterar estos calendarios”, explica Basols.

A nivel general, el cierre del mercado ruso, “sigue repercutiendo gravemente en el sector, desequilibrando el mercado”.

Además, por el momento, “las temperaturas en Europa no son propicias para el consumo de fruta de hueso y la demanda está siendo inferior a lo normal”, concluye.

A nivel europeo y según los datos presentados por los distintos países productores y difundidos en Europech, la cosecha europea de melocotón, nectarina y pavía alcanzará los 2.734.877 toneladas, un -6 inferior a 2015 y un -8 % respecto a la media de los últimas cinco campañas.

Se esperan caídas en la producción francesa e italiana, aunque en Grecia repunta ligeramente en relación al año pasado; los datos de albaricoque aún no están disponibles.
A nivel europeo, con respecto a 2015, las previsiones de cosecha de 2016 muestran un descenso significativo de los volúmenes de producción de melocotón (-5 %), nectarina (-8 %) y pavía (-2 %).

Además esta caída de la producción es mayor si se compara con la media de las últimas cinco campañas (-20 %, -7 % y -17 % respectivamente).